jueves, agosto 28, 2008

Cuentos de Hadas (V)

"Hace 14 años que te disfruté por primera vez en concierto precisamente en este mismo sitio.
-¡Vaya...14 años! ¿Fue con la gira de "The Mask and Mirror" ¿no? ¡Que viejos somos!"

Florece el naranjo

Es hora de prolongar el ritmo donde reposas silencio

crear vértigos
tal vez el horror
afilar la ironía
morirme de risa de mí misma
acariciar los bordes del mutismo a pura palabra.

Al sol lo oculta su luz cada amanecer
en el tiempo mi espacio se agranda o disminuye
y mi amor enloquece.

Las palmeras se agitan altas tras su fondo verde
las hormigas en fila disponen bajitas
faenas largas en corta vida
mas ni alta ni larga es mi espera.

Al labrar la tierra perfilan un sabor agridulce ciertos frutos. Sí.
Así las horas pálidas de espanto me enternecen
hasta explayar mis ansias sobre las avenidas
donde posa la tristeza.

Allí donde todo es mío y nada tengo
florece el naranjo
cuando el polvo barre la tarde.

Isolda Hurtado

Puedo rebañar de la memoria perfectamente los gustos y aromas de aquel mes de Diciembre en el que terminaba mi programa de radio, y con la casa a cuestas como los caracoles de circo, mudaba el corazón a otras tierras, otras gentes, otros soles. Este sentimiento nómada y de desarraigo parece que me ha acompañado toda la vida y no va a dejar de hacerlo según parece en un futuro no muy lejano (o eso espero, "volveré sobre tus pasos, padre"). Descubrí su voz apenas unos meses antes, cuando la flor de jazmin saludaba a la luna cada noche y se colaba por mi ventana y los naranjos se vestían para engalanar las calles de aquel pueblo en donde mi infancia se construía y construye a base de sueños recurrentes. Aún sobrevive en el rincón de la casa a las orillas del pantano aquel escritorio que contenía además de libros, aquel viejo radio-cassette con el que me despertaba y dormía cada día, aquel trasto en el que sonó esa sobremesa del mes de Agosto este cuento de hadas. Un año más tarde se cumplió el sueño: con los nervios del exámen de Historia Contemporánea justo al día siguiente y los sentidos embotados, disfruté de aquel primer encuentro de sentimientos compartidos con esta "teixedora de soños".
¡Qué bárbaro, 14 años desde aquel concierto!. Sus arrugas como legado de los días bajo el sol de la estepa Rusa, Mongola y las tierras de las mil y una noches. Mis canas como regalo de la vida, recuerdo de todo lo vivido y puente para el horizonte vasto y abierto por descubrir. Y el corazón latiendo y sintiendo, lo he pinchado sólo un poco y sigue sangrando. Buena señal. Como diría mi amiga la extraterrestre: "¡No está mal la cosa!".
El cuento de hoy, una historia tradicional irlandesa de amor con final...bueno habrá que escucharla o leerla para conocer el desenlace...



Harking es hermoso y allí vive mi amado.
Tengo el corazón puesto en él y no lo puedo apartar.
No he podido apartarlo por mucho que lo he intentado
y nunca olvidaré a mi amor Annachie.
Y es que Annachie Gordon es guapo e inteligente
y prendaba a todas las mujeres que veía.
Prendaba a todas las mujeres y lo mismo hizo conmigo
y nunca olvidaré a mi amado Annachie.

Bajó su padre y se paró en medio de la puerta
diciéndole. "Jeannie, estás probando trucos de ramera.
No quieres a un hombre que tanto te quiere a ti.
Debes casarte con el señor sultán y olvidarte de Annachie
porque Annachie Gordon no es más que un hombre,
aunque reconozco que es guapo, pero ¿qué tierras posee?
El sultán posee terrenos extensos y altas torres.
Debes casarte con el señor sultán y apartarte de Annachie."

"Con Annachie Gordon tengo que pedir prestado el pan
pero lo prefiero a casarme con el sultán, cubierta de oro.
Cubierta de oro desde la cabeza a las rodillas,
me moriré si no consigo a mi amado Annachie.
Vosotros sois mis padres y podéis llevarme al altar
pero jamás le daré un hijo al señor sultán,
jamás doblaré la rodilla ante un hijo o una hija
y me moriré si no consigo a mi amado Annachie".

Casaron a Jeannie y de la iglesia la llevaron a casa
cuando ella y sus damas tendrían que estar celebrándolo.
Cuando ella y sus damas tendrían que estar celebrándolo
se cierra en su alcoba y llora en soledad.

"Ven a la cama Jeannie, dulce amada mía,
sería maravilloso hacerte mi esposa".
"Esposa o Jeannie, tanto se me da,
pero en vuestra cama, señor sultán, jamás me acostaré"
Llegó entonces su padre y habló con severidad
diciendo:"vosotras, sus doncellas, quitadle la ropa".
Y ella cayó al suelo y se hincó de rodillas
diciendo: "padre, mira como muero por mi amado Annachie"

El día de su boda fue el día en que Jeannie murió
y el día en que el joven Annachie regresó del mar
y las doncellas con las manos crispadas, le dijeron:
"¡Cuánto has tardado,
cuánto tiempo has estado en otras costas,
cuánto tiempo en otras costas y cuánto en el mar!
Han casado a tu Jeannie y ahora está muerta".

"Vosotras, sus doncellas, cogedme de la mano
y llevadme a la alcoba en que yace mi amada".
Y besó sus fríos labios hasta que se le heló el corazón
y murió en la alcoba en que yacía su amada.
-----------------------------
Harking is bonny and there lives my love
My heart lies on him and cannot remove
It cannot remove for all that I have done
And I never will forget my love Annachie
For Annachie Gordon he's bonny and he's bright
He'd entice any woman that e'er he saw
He'd entice any woman and so he has done me
And I never will forget my love Annachie

Down came her father and he's standing at the door
Saying Jeannie you are trying the tricks of a whore
You care nothing for a man who cares so much for thee
You must marry Lord Sultan and leave Annachie
For Annachie Gordon is barely but a man
Although he may be pretty but where are his lands
The Sultan's lands are broad and his towers they run high
You must marry Lord Sultan and leave Annachie.

With Annachie Gordon I beg for my bread
And before I marry Sultan his gold to my head
With gold to my head and straight down to my knee
And I'll die if I don't get my love Annachie
And you who are my parents to church you may me bring
But unto Lord Sultan I'll never bear a son
To a son or a daughter I'll never bow my knee
And I'll die if I don't get my love Annachie.

Jeannie was married and from church was brought home
When she and her maidens so merry should have been
When she and her maidens so merry should have been
She goes into her chamber and cries all alone.

Come to bed my Jeannie my honey and my sweet
To stile you my mistress it would be so sweet
Be it mistress or Jeannie it's all the same to me
But in your bed Lord Sultan I never will lie
And down came her father and he's spoken with renown
Saying you who are her maidens
Go loosen up her gowns
And she fell down to the floor
And straight down to his knee saying
Father look I'm dying for my love Annachie.

The day that Jeannie married was the day that Jeannie died
And the day that young Annachie came home on the tide
Saying oh it's been so long, you've been so long on the sands
So long on the sands, so long on the flood
They have married your Jeannie and now she lies dead.

You who are her maidens come take me by the hand
And lead me to the chamber where my love she lies in
And he kissed her cold till his heart it turned to stone
And he died in the chamber where his love she lies in.

Loreena Mckennitt "Annachie Gordon"

7 comentarios:

PEGASA dijo...

jaja, menos mal que ya te dignas a dejarnos una entrada a tus lectores jajaj. Biennnnn por Lorena Mckennitt. Anda si ella te tendría que dar comisión por ir captando adeptos, jaja, conmigo fué así y a su vez yo con otras/os amigos/as. Antoñicooooo que vales un capoteeeee.

EdneuD dijo...

Nonico, Nonico, me tienes abandonado, ¿dónde te metes?
Un besico.
Juande

PEGASA dijo...

Antoñico me he permitio la libertad de meterte en un embolaillo espero que te pases a recogerlo en mi blog.Gracias.

Dulce Locura dijo...

Hacía tiempo que no sabíamos de tí... De momento me has dado en mi punto débil: Irlanda.


Bellísima canción.


Besos dulces

Señor A dijo...

Lorena Mckennitt... Trae recuerdos a mi mente como la luna trae mareas...

Grande, muy grande

Dulce Locura dijo...

Gracias


Besos dulces

Guido dijo...

Hola, mi precioso pingüino.
Hace mucho que no entro en tu blog, y veo que hace mucho que tú tampoco escribes nada. Sobre esto no puedo decir ni una palabra porque intento recobrar el hilo de lo que yo perseguía con el mío. Sin embargo te animo a que sigas.
Es verdad que los años pasan y los recuerdos se apilan, sobre todo aquellos que nos llegaron muy dentro. Hay presencias de los que fueron y estuvieron que nos anclan al pasado, y eso siempre es bueno.
Un beso, de tu extraterrestre.